Gabriela Lizana: “La vitivinicultura no se reactiva solo con la devaluación, porque el 75% va al mercado interno”

9 septiembre, 2018 0 Por admin

Gabriela Lizana es presidente de la Asociación de Productores del Oasis Este de Mendoza (APROEM), en donde la actividad vitivinícola es el fuerte de la región. “Es la región productora de uvas más grande del país y una de las más grandes del mundo”, referenció.

-El común de la gente piensa que con los procesos devaluatorios las economías regionales automáticamente se reactivan. ¿Es así? ¿Ya están mejor?- le preguntó Bichos de Campo.

-No. Por ahora estamos peor- dijo Lizana-. La idea de que esta economía es netamente exportadora no es así. La mayoría de nuestra comercialización es interna. El 75% del consumo se queda en el mercado interno.

La dirigente mendocina agregó que “estos procesos de devaluación favorecen solo a determinados grupos concentrados que no son más que 5 empresas y estas no derraman ganancia. Y a los productores nos suben los costos cada vez que se devalúa, porque los insumos, tarifas y combustible están dolarizados”, se lamentó.

Lizana explicó a Bichos de Campo que existen 850 bodegas inscriptas en el país, pero hay solo dos o tres empresas concentran el 80% del mercado. Desde esta mirada, todo parece muy concentrado en el universo de la vitivinicultura. “Y más allá de que los precios en góndola se eleven, al productor le pagan cada vez menos”, se quejó Lizana.

Desde hace rato largo la dirigente vinculada a CAME propone como principio de solución “un código de buenas prácticas comerciales y una ley como tienen en Europa, para la mejora de la cadena agroalimentaria”.

¿En qué consiste? “Que se controle con algún observatorio de precios la cadena comercial y se establezca cuánto es lo que cada eslabón debe ganar, analizando las rentabilidades de los distintos actores. Si llegás a la última etapa y ves que solo ganó el distribuidor o fraccionador (que es en el caso del vino, aquel que embotella), no es viable”, argumentó.

“Además están los costos financieros, tremendos para el productor vitivinícola porque encima se le paga entre 8 a 12 meses la producción”, finalizó.

Publicada por Bichos de campo

Gabriela Lizana: “La vitivinicultura no se reactiva solo con la devaluación, porque el 75% va al mercado interno”